Blogósfera mexicana 2015

lunes, 29 de agosto de 2016

Piedra de Agua, de Barrera y Zela


Hace unos meses Ave Barrera escribió un pequeño cuento llamado "Piedra de Agua", texto que tengo por aquí. Luego de eso, Fundación Armella le propuso convertirlo en un cuento para niños. Para ilustrarlo, se escogió al mejor acuarelista de esta generación: Richard Zela.

Zela es un virtuoso: tengo el gusto de conocerlo desde hace un tiempo aunque nos hemos visto pocas veces. Su trabajo se ha expuesto en muchas galerías y el año pasado hizo unas ilustraciones para una fábula japonesa. Ave me enseñó los bocetos previos y debo decir que eran impactantes :0

Ayer recibí mi ejemplar, bellamente dedicado, de esta pequeña historia. Debo decir que es uno de los libros más hermosos que he visto últimamente. La edición es magnífica, el diseño es elegantísimo y la composición de las páginas me parece inigualable. Si yo tuviera un hijo, que no tengo, sería una magnífica elección. Es la historia del gran monolito que se encuentra en la entrada del Museo de Antropología: muchos dicen que no es Tláloc, otros dicen que sí, pero eso no importa en lo más mínimo. Pondré un fragmento:

"Rodeado de bosque, oía el rumor silencioso de los bichos, el oleaje agitado de las hierbas. La nube morada se aborregaba junto a él en las tardes de otoño y el granizo le retumbaba en el coco, le hacía cosquillas.

Hasta que un día nuevos hombres llegaron con camiones, poleas, teodolitos y, tendido de espaldas, rodeado de cuerdas, se lo llevaron a la ciudad..."

Es tremendo. Lo encuentran ya en las librerías Educal. Les dejo algunas páginas :)




domingo, 28 de agosto de 2016

Guía de Guías 2016 de Chilango

Una foto publicada por El Memo (@guillermo_ga) el


Contábales hace unas semanas que un día recibí una llamada de la editora de Chilango pidiéndome ir a una junta porque estaban preparando la Guía de Guías 2016, que no es otra cosa que la recomendación de los mejores restaurantes, las mejores tiendas o las mejores cantinas. Yo que ando de acá para allá quedé muy espantado:

- Queremos hacerlo muy completo -me explicó- que nos digas si hay estaciones del metro cerca, si hay ecobicis, sus horarios, su teléfono, cuál es el tip secreto del lugar, su mejor platillo, etc
- Okeeeeey
- Y que no rebase de los 350 caracteres por lugar
- ¡OKEEEEY!

Uno pensaría que es sencillísimo, pero yo que estoy acostumbrado a extenderme como verdolaga cuando escribo, me resultó complicadísimo meter en 350 caracteres los tips más importantes.

***

Los días que hice esta guía andaba un poco mal de ánimo. Me ayudó mucho ir de acá para allá metiéndome en cada local, conociendo gente. Tomé mi bici y fui negocio por negocio, preguntando y echándome una chela cada vez que se podía. Por ejemplo, como la cantina favorita del Centro tuve que sacar a mi querido Tío Pepe porque no tiene comida (aunque su barra es preciosa) y elegí la Nuevo León: una cantina con una entrada pequeñísima, pero con buen servicio y excelente para platicar. Vieja y fea como debe de ser, pero muy segura y animosa.

La Nuevo León

Me tocó cubrir una zona casi inexplorada por mí: la Narvarte, que ha crecido mucho estos años. Ahí hay dos lugares que me encantaron: el pan de Costra, con una escuela panadera mexicana impecable y el café de Alma Negra, que es simplemente delicioso. Recorrí y entré en cada uno de los negocios recomendados (por lo menos las zonas que cubrí). No tiene errores, todo lo hice con sumo cuidado. Me di cuenta además que todo el equipo de Chilango con el que me tocó trabajar son personas que conocen la ciudad tan bien (o mejor) que yo, y que les encanta su trabajo.

También me pasaron cosas extrañas. 

***

Yo no me dedico profesionalmente a hacer recomendaciones de restaurantes, cantinas o antros. Me gusta ir a visitarlos y después decidir si estuvo bien o no. Pero, es obvio, debe de ser un negocio sumamente redituable para algunos recomendadores. No es el caso de Chilango, se los aseguro, porque acá todos somos tragones por amor (y cuando digo "por amor" es cierto porque la junta que tuvimos fue una especie de orgasmo culinario "vayan a comer las papas de acá" "ay qué rico" "vayan a comer las alitas de acáaa" "ya cállateeee") .

Bueno, una vez entré a un negocio a pedir informes de sus horarios: era un antro en el Centro. Un buen lugar, pero no en niveles de excelencia. Pasé con el dueño que se veía mafiosísimo:

- ¿Qué necesitas?
- Informes nada más, si tienen acceso para discapacitados, horarios y demás
- ¿Cuánto me va a costar?
- ¿Eh?
- Sí, yo tengo varios antros en el Centro: hagamos un win-win. Tú me dices cuánto quieres y mételos en tu revista
- Er... no, yo no trabajo así
- A ver, vamos a echarnos un trago y platicamos ¿qué botella quieres?
- ERRRR... NOOO O_o

Sobra decir que no metí nada de ese wey, yo no trabajo así. Pagué cada una de mis cervezas y cosas que comí en cada lugar. Claro que algunos de ellos me ofrecían chelas y tragos cuando les decía a qué iba, pero pos yo no U__u

Sin embargo, debe ser una práctica común (es obvio, no hay sueldo que alcance para ir a un restaurante nuevo cada día). Yo no sé cómo se manejen esas cosas y lo digo con sinceridad. Se necesitaría una integridad a toda prueba para decirle al restaurantero "te acepto la comida gratis, pero si está gacha voy a hablar mal de ti ¿ok?". Supongo que para eso tienes que hacerte un buen nombre como crítico y recomendador.

***

Pero esos fueron pocos casos. La abrumadora mayoría se portaron amables conmigo :) En especial hubo un tipo de una tienda (no diré de qué), cuyo local recomendé hace un año en un post. Cuando llegué me dijo:

- ¡Tú! Tú nos recomendaste, eres el Memo
- Ajap, vengo a ver tu negocio para saber si sigue igual de bueno y recomendarlo otra vez
- ¡Pues fíjate que nos cayó mucha gente! ¿te acuerdas que nuestra tienda era pequeña?
- Ajá
- Pues conseguí un inversionista y ahora somos la más completa de la ciudad, ya no cabemos
- ¡¡¡O_o!!!

Ese tipo me ofreció una botellita de agua porque iba sudado de andar en la bici. Se la acepté gustoso. Está bien chido que la gente le meta ganas a su pequeña empresa y genere más empleos :D Así que si tienen un puesto de revistas cerca, vayan a comprar su revista Chilango ¿esto ya me hace chilango honorario? ¡dame las llaves de la ciudad, Mancera!

El 123

Time after time



Cancioncita relax en lo que escribo un post :)

jueves, 25 de agosto de 2016

El siguiente gran proyecto de Internet



Hace dos días estaba buscando el video de presentación de los Juegos Olímpicos de Tokio. Entré a YouTube y los primeros resultados eran los que ven en la imagen de arriba: decenas de videos en los que alguien comenta lo bonito que estuvo, pero del video nada. Nanais palomas. 

Esto se debe fenómeno conocido como "a que hago que le piques a mi dese", o en inglés Clickbait. El Clickbait ya fue comentado en este blog, y es ese truco vil y ruin en el que los sitios populares hacen que des dos o tres clicks para llegar al contenido que buscas. Upsocl, Playground, Sopitas y hasta los portales de noticias aprovechan la buena fe del internauta que le pica al link que te ofrece cosas espectaculares y en las que no vas a creer lo que pasó después. ¿Qué ganan con eso? Tráfico, tiempo de estancia en su sitio. Que por cada segundo que pases esperando a que cargue el video, ellos te pasan anuncios.

Lo mismo pasa con los videos de YouTube: en vez de mandarte directo a la información tienes que ver primero cómo un YouTuber de cara bonita te explica lo que estás a punto de ver (eso en el mejor de los casos porque en el peor tienes que ver su descripción como inserto).


Cuando hace años se nos dijo que internet era la plataforma en la que todos podríamos generar información y comunicarnos con los demás, muchos se lo tomaron muy a pecho. Hay un exceso de contenido por todos lados, cada día se abren nuevos blogs, nuevos portales. Todas las agencias de publicidad quieren tener su propio portal de noticias esperando ganar carretadas de dinero. Pero el exceso de información genera censura por sí mismo. El 90 por ciento de lo que estamos generando es material que se olvidará en horas.


***

No es un fenómeno nuevo, pero cada día se marca más. De hecho su crecimiento ha sido exponencial en la época de YouTubers.

He pensado que el siguiente gran proyecto de internet tiene que ser tan altruista y revolucionario como lo es Wikipedia. Tiene que ver con la curaduría de contenidos. Tendrá que ver no con la presencia de personalidades, ni el lucimiento personal, sino apelando a lo básico: a buscar y separar la paja en una internet que se llena más y más de basura.

¿Cómo lograrlo? Supongo que se tendrá que comenzar consiguiendo personas que se la pasen dragando la red. Dichos curadores (<--- palabra clave) necesitarán una plataforma en la que vayan colocando lo que a su juicio es lo más importante de lo que va pasando. La regla será, no dar más de dos clicks para llegar a donde quieres. Sin tiempos de espera innecesarios, sin pantallas que salten a cada segundo. Sin publicidad intrusiva.

Wikipedia es un buen ejemplo de un pilar internetero en donde tú no sabes quién es el que está detrás de la pantalla (aunque a veces quisiéramos) editando el contenido. Se mantiene de donaciones, sin publicidad alguna. Y aún así la Fundación Wikimedia es una de las más importantes del mundo. Habría que resolver el problema del dinero: ¿pagarían ustedes por una red sin paja? ¿sería inviable hacerlo? Además queda el punto del curador ¿quién estaría capacitado o no para poner lo que él considera que es importante?

Pensaré en ello. Lo cierto es que he platicado muchas veces sobre lo difícil que está resultando encontrar el buen contenido. Ya no quiero darle clicks a portales en donde hay cinco párrafos de nada para poder llegar a un video. Me molesta que un productor profesional haga un video para que alguien más lo tome y le ponga su marca de agua.

***

Sin embargo, así ha crecido la red: libre, toma su camino. En 25 años de existencia se ha diversificado de maneras que no pensábamos. Me asusta un poco que no haya investigación en esto o que el humor se haya comercializado, como si fuera una fórmula de refresco. Supongo que habrá que pensar en cómo organizar esto, ahora que se puede.



El Final... sinfónico

Esta versión vale la pena por el segmento que comienza en el 1:45 ja ja ja :D