martes, 7 de febrero de 2012

Malos sueños

Ya van varias veces que me despierto, me pongo mis chancletas, me paro al baño al llamado de la naturaleza y cuando me veo en el espejo a admirar mi hermosa cara digo:

- ¡NO MAMES! ¿Y esa pinche raya?

En mi frente se dibuja una grieta como de calle de Tepito, arruga que -además de indicar mi acumulación de años- indica que me dormí todo enojado, o que soñaba algo feo, o que me dormí con la cara abotagada. Una rayota a media cara. El Scarface, que me dicen.

Lo platicaba con un amigo hace rato. Me dijo:

- Pues yo tengo mala la muñeca porque en algún momento de la noche me duermo con la cabeza de lado y me apoyo sobre ella. Cuando me paro no puedo ni moverla.

Y otra chica dijo:

- En cambio ya van varias veces que yo me duermo con la cabeza de cotorrito y en la mañana me duelen las vértebras. Ando como tiesa.

O sea que todos sufrimos de eso.

Cuando era un chamaco, acostumbraba dormir en el sillón. El sillón de mi mamá tenía madera a los lados y ahí era donde recargaba mi cabezota olmeca. Yo ni me daba cuenta cuando estaba jetón pero al despertar ¡ay dolor! Es por temporadas: en épocas de calor acostumbro a bajar mi pata al suelo (todo tapado pero eso sí con el pie fresco). A veces me pican las arañas y otras despierto resfriado, soy un desastre.

Peor que eso es dormir con animales: mi perro Teo se acomoda en los huecos que va encontrando y despierto como cuadro de Picasso. Uno ni descansa :P

2 comentarios:

  1. Mi perro solia dormir comigo pero una vez hice un movimiento brusco y volo muy lejos; ahora duerme en el sillon :P

    ResponderEliminar
  2. Invariablemente yo duermo de costado y en contadas ocasiones amanezco con el brazo entumido y me hormiguea buen rato cuando despierto, pero casi nunca me da tortícolis. Lo que sí es que DEBO dormir sola porque a menudo hablo dormida o aviento patadas de mula, si no me crees, pregúntale a mi mamá XD

    ResponderEliminar

Ustedes hacen el blog :)