viernes, 25 de mayo de 2012

Esas cosas que nos desesperan de las mujeres

Está uno con la morra de turno, todo amor, todo caricias, todo pasión. Echando beso en el sillón de la casa con el iPod programado con canciones del romanticismo (soy un romántico del amor) cuando ella dice:

- ¡Ah qué chistoso, esa canción me la cantaban!
- Ah sí ¿quién?
- Er... un cuate que se llamaba Clodomiro
- Clodomiro ¿eh? ¿no sería TU EXNOVIO CUTBERTO?
- Sí... er... bueno, ya vamos a besarnos

A los hombres se nos cae el ánimo. Y el tilín.

Y no podemos evitar que cada vez que oímos esa canción de "enaaamorado de la nooovia de mi mejor amigo" nos imaginemos a nuestra novia besándose con su viejo galán, y en la panza se siente como si trajéramos un gato salvaje tratando de abrir un empaque de wishkas. Así se siente.

No hagan eso mujeres. Tampoco hagan eso de:

- Esta colonia me la sé bien, ahorita llegamos a la fiesta
- ¿Y por qué la conoces tan bien? (empieza el gori gori en la panza)
- No, esteee... por nada
- No, ya dime, a ver (bitch)
- Es que en... en la calle de allá atrás vive mi ex
- GUADAFOC no, pues bien que la conoces... ay, me siento mal... necesito una farmacia
- En la otra calle hay una
- ¡¡¡DONDE IBAS A COMPRAR CONDONES SEGURAMENTE!!!

Ahí es donde la morra comienza su retahíla de "ay, qué celoso" o "ay, qué exagerado, ni que fuera para tanto". Pero no son celos ¡nooo mamacita! ¡noooo! pero bien que seguro sabes dónde venden cervezas y dónde se puede desayunar bien, porque seguramente ibas a desayunar con él ¿verdad? ¿verdaaaaad?

Ya estoy ebrio.

13 comentarios:

  1. Jajajajajaja!! Nada mas bonito que escribir una entrada en estado de ebriedad! :D

    ResponderEliminar
  2. Jajajaja si nomas como que habla el alcohol

    ResponderEliminar
  3. Sólo diré que a veces nos gusta que se pongan poquito celosos y por eso decimos esas cosas tan fuera de lugar.

    Amé tu post, no lo he hecho ni nada eh.

    ResponderEliminar
  4. AJAAAAAAAA! No dices que no les gusta pero bien que se ponen de preguntones!!
    Yo por eso:
    "-Ah! tu loción me recuerda a cu..
    -ok .__."

    ResponderEliminar
  5. ¡Aicht, Memo, al rincón! ¡No estés de chillón y tómate tu cerveza!

    Tus dramas hacen que me acuerde de ALGUIEN... je je je

    ResponderEliminar
  6. jajajajaja ay memo los mismito que narras aquí me sucedió hoy, sentí los gatos esos que describes y mas horroroso por que no me gustan los gatos!!! yo tan feliz que estaba y por una cosita se me arruinó mi tarde!! Un saludote ya extrañaba leer por aquí!

    ResponderEliminar
  7. Jajajajajajaja alguien que se apiade de tí y te preparé un tecito de pasiflorina XD

    ResponderEliminar
  8. Ay Memo, cuando lei el post rápidito rápido se me vino a la mente mi "chaparrito", los mismos dramas existenciales, de plano y luego preguntan y sale pior la cosa, no que muy open mind.

    ResponderEliminar
  9. Yo entiendo tu paranoia porque en cierta forma sí tienes razón, digo... todo es más claro que el agua.
    Aunque bueno, digo, tienes que admitir que siempre detrás de cada persona siempre habrá alguien y ni modo de borrar todo y hacer que desaparezca... es la historia de vida de cada quién y hay que saber llevarse bien con eso.
    No se si me explique.
    Saludos

    ResponderEliminar
  10. Ahh ya no aguantan nada estos pinches viejos....sus celos

    ResponderEliminar

Ustedes hacen el blog :)