lunes, 19 de noviembre de 2012

El regreso de la fiesta monera



"Todo esto que ves aquí, hasta donde te alcanza la vista —me explicaba un amigo cuando llegué a Festo Cómic — es la crema y nata del cómic mexicano, lo mejor de los talentos en el fino arte de hacer viñetas y monitos, el talento artístico en su máxima expresión, la 'creme de la creme' de los historietistas nacionales, el..."

Mientras mi amigo se desbarataba en elogios, yo nada más veía mesas y mesas llenas de cómics, atendidas por lo que parecía ser la misma persona en diferentes versiones: moneros con barbita y lentes, uno flaco y otro gordo porque ya comió. Por aquí y por allá escuché frases como “¿Tú eres el que hace Cindy la regia? Te imaginaba diferente” o “Yo te leo desde hace años, déjame tomarme una foto contigo”. El monero como rockstar.

Pero creo que estoy siendo injusto: Festo Cómic es más que un Jamboree, o fiesta de tribus, donde los comiqueros nacionales se reúnen una vez al año para convivir con sus fans, firmar autógrafos y vender cosas. Tampoco es una convención de cómics como las que tanto abundan, repletas de gente disfrazada y piratería: la historia detrás de Festo Cómic va más allá de eso...

***

Un artículo para Milenio sobre Festo Cómic de mí para ti :) La versión completa la encuentran en este link ;)

1 comentario:

  1. Oye, y supiste quién era el cosplayado de "leñador barba roja"? Merecía una foto, no?

    ResponderEliminar

Ustedes hacen el blog :)