viernes, 17 de marzo de 2017

Donación de sangre



Ahora que estuve buscando donadores me sangre, me acordé cómo era antes este asunto.

Antes encontrar donadores era muy difícil, porque había muchos mitos. Cuando apareció el Sida en los ochenta, el gobierno tuvo que hacer una gran campaña porque la gente pensaba que los centros de donación eran un lugar donde te iban a pegar un sida, como quien te pega una gripa. La campaña era "Dona seguro" y le aseguraban a los donadores que las agujas se usaban una sola vez... como siempre ha sido.

Yo dono sangre desde que me acuerdo. Mi mamá me decía:

- No dones sangre
- ¿Por?
- Le hace mal a tu cuerpo
- ¿POOOOOR?
- Porque luego el cuerpo genera más sangre de la que donas y va a llegar un día en el que tengas mucha sangre y vas a tener que donar a fuerza toda tu vida
- WHAAAAAAT?
- Eso leí

Así que iba a escondidas y le donaba sangre a algún amigo. Me ponía camisa de manga larga para que no me viera el piquete del brazo. Luego se daba cuenta y me regañaba:

- Te digo que no dones, estás loco
- ¿Por?
- Hay gente que no sabe que tiene Sida y va a donar. Eso es lógico ¿Cómo sabes que no te va a tocar uno de esos junto a ti? Te cae una gotita de sangre y PUM
- ¿QUÉEEEE?
- Ya me oíste, no dones

Y ahí me tenían de nuevo, donando plaquetas. Un día tuve un beneficio extra: una chica con la que planeaba andar, necesitaba sangre para su mamá. Fui y le doné con mucho gusto. Luego, dicha chica ya me estaba dando mis besotes:

- ¿Qué? ¿No temes que te pegue una enfermedad loca? -le dije
- No no, si estuvieras enfermo estoy segura que no hubieras donado *mua mua* eso me demuestra que estás sanote *mua mua*

Así que donen cuando puedan, amigouuus.

1 comentario:

  1. Hay que ser generosos, dar sangre, dar besos, dar amor, dar compañía. Un abrazo Memo.

    ResponderEliminar

Ustedes hacen el blog :)