viernes, 22 de septiembre de 2017

19-S: organización


Me parece que la lección que debemos aprender de este terremoto es que tenemos muchas ganas de ayudar, pero no sabemos muy bien cómo está la cadena de mando. Es decir: yo pensaría que los soldados del Plan DNIII son los que saben, pero no. Ellos apoyan donde les digan (y lo hacen muy bien), pero hasta ahí.

Estaba la Brigada de Rescate de la Marina, que ellos sí saben. Y hay otros grupos que no reconozco que también daban órdenes. Todos a la vez, ¿se imaginan qué confusión?.

Sé que muchos amigos querían llevar ayuda pero no sabían dónde. Me parece que Mancera debió salir cada media hora a la televisión diciendo dónde llevar los recursos: si no hay quien dirija no va a servir de nada.

También los de la delegación quieren dar órdenes, y los civiles, y los doctores, y los bomberos. Los granaderos cierran las calles porque eso es lo que les ordenan, pero luego no dejan pasar ni a los que de verdad pueden ayudar. Tenemos que comenzar a pensar cómo trabajar en equipo y eso implica, en última instancia, que haya líderes. No todos podemos serlo, aunque queramos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Ustedes hacen el blog :)