jueves, 4 de abril de 2019

Mick Rock


Resumir la vida de Mick Rock en un post es bastante ridículo. Pero solo daré una breve introducción:

Un día, hace mucho tiempo, Mick Rock era un muchacho casi inexperto que le tomaba fotos a las bandas inglesas para ganar algo de dinero. Conoció a Syd Barret y luego a un cantante desconocido hasta ese momento: David Bowie. Se hicieron amigos y él le tomó la clásica foto de Ziggy Stardust. De ahí, Mick se convirtió en el fotógrafo de toda una generación de músicos: Queen, Ramones, Roxy Music, Motley Crue, Blondie, Lou Reed y quien se les ocurra. ¿La clásica foto de Queen? Bueno, Mick Rock la hizo. Personajazo.




***

Esta pequeña presentación solo es para contar lo que sigue:

Mick Rock ya había estado en Charros vs Gángsters, así que tenerlo de vuelta no fue muy complicado. Me dijeron que llegaba a las 8 en punto. A esa hora llegaron dos chicos, que lo acompañaban:

- ¿Aquí se va a presentar Mick Rock?
- Sí, aquí es
- Es que tenemos un problema: Mick no puede subir escaleras porque lo acaban de operar.
- Pues lo subimos por el elevador
- Es que ya subió un piso, pero se quedó ahí

O_o

Encargué la producción, bajé las escaleras corriendo y lo encontré sofocado en una salita de espera.

- Ya no pude subir -me dijo apenado
- Ahorita lo arreglo

El primer piso de la estación no tiene elevador, así que corrí a vigilancia:

- Oigan ayúdenme a subir a Mick Rock, está en el primer piso
- Es que allí no hay elevador
- Ya séeee. ¿Cómo lo subimos? ¿O cómo lo bajamos?
- Pues le ayudamos a bajar a la planta baja y que se suba al elevador de ahí

Con ayuda de los de vigilancia lo bajamos y luego lo subimos al elevador, que es pequeño, así que no cupe y tuve que subir las escaleras corriendo para recibirlo arriba.

- De aquí lo subimos en el montacargas -dije
- Es que quiero un café -me dijo él
- Ahorita te lo consigo
- Mitad normal, mitad descafeinado, con dos de azúcar 

O_o

Ni modo de negarle algo a la persona que retrató a Freddie Mercury. Le pedí a Dafne, nuestra querida telefonista, que fuera por café de maquinita (que es muy bueno, debo decir) y también le pedí a una amiga que se llama Mariana que bajara por una taza. Le dimos su cafecito:

- Es que es negro, no tiene leche, yo lo tomo con leche –me dijo con su acento británico

O_o

Mick entró a la entrevista mientras yo corría por todo el edificio tratando de encontrar cómo llevarle un café mitad y mitad, pero con leche. Por fin lo conseguí y se lo di. La chica de relaciones públicas me dijo:

- Te pido por favor que lo saques a los quince minutos, porque tenemos que ir a otro lado

Él estaba en la chorcha, hable y hable, mientras yo le hacía señas a Jairo, Miyagi y Tamara de que ya lo cortaran porque se tenía que ir. Pero Mick hablaba y hablaba. Yo me colgaba de las pestañas porque ya se había pasado 10 minutos. Por fin acabó y vino el corte comercial.

Pero en vez de salirse, Mick no se paró de su silla y seguía firmando autógrafos. La chica que lo acompañaba me decía "¡Ya nos tenemos que iiiir!". Y yo "¡PUES NO SE QUIERE IIIIR, ESTÁ MUY CÓMODOOOO!". Decidimos pasar por él y tratar de sacarlo.

Llegaron los siguientes invitados y Mick seguía muy sentadito. Dos segundos antes de entrar al aire dije:

- ¡YA! ¡VÁMONOS!

**Todos en silencio**

Miyagi solo atinó a decir "bueno, así es como se llevan a un rockstar". Y yo jalándolos para sacarlos de cabina. Repetimos el numerito del montacargas y el elevador a la inversa para despedirlo.

La última imagen que tuve de él fue cuando se cerraron las puertas del elevador y con dos dedos hizo la seña de un beso al aire. Me gritó "it was a great time, thank you!".

No fue un mal día :)

1 comentario:

  1. Esta anécdota es un post clásico de Idos, como los viejos tiempos. Qué divertido. :D

    ResponderEliminar

Ustedes hacen el blog :)