Entradas

Mostrando las entradas etiquetadas como La casa más vieja de México

Revisitando Manzanares 25

Imagen
Una vez, la revista Chilango me mandó a buscar la casa más antigua de la Ciudad de México. Eso fue en 2014, y escribí una nota para ellos. También puse dos entradas en este blog, en este link y en este link.

Voy a hacer un poco de contexto:

Esta es la casa habitación más antigua de la Ciudad. Para habitar por gente común, pues. Hay una plaquita en la entrada que lo señala: existe desde el siglo XVI, así que está a punto de cumplir sus 500 años :D

En 2014 estaba casi abandonada. La cuidaba un policía y me llamó la atención la puerta, que se veía viejisisisísima, apolillada y que tenía un destapador clavado porque vendían refrescos a un lado. Así la conocí en 2014:


Varias veces regresé a esa casa para ver si el poli me dejaba pasar. No quiso. Aún así logré sacar algunas fotografías de cómo era por dentro, asomándome por las rendijas:


En total abandono. Bueno, pues ya no más.

****

Se hicieron bastantes trabajos de remodelación en el predio. Hoy es un pequeño centro cultural. Pasé a visi…

La casa más vieja de México (2)

Imagen
Me mandaron de Chilango a visitar la casa habitación más vieja de la Ciudad, que está en la calle de Manzanares 25. Hice una crónica que tuvo buena aceptación :)
Pero acá puedo contar cómo estuvo realmente :P
Yo tenía mal la dirección. Pensé que era el número 55 que hoy está convertido en un mercadito. En la esquina está la calle de Circunvalación que -para el que no conozca- es donde está la zona de prostitutas. Me fui con 100 pesos en la bolsa, sin cartera y sin celular. Una cajetilla de cigarros -que siempre ayudan- una playera negra y una cámara viejita.
No es que nunca haya entrado a la zona de la Meche, pero sé que hay tipos en bicicleta que siempre están al pendiente. Supongo que son los padrotes de la zona. Si uno va a comprar cosas, pasas bien, pero si vas preguntando, te ven sospechoso. Hasta los viene-viene están al pendiente.
Mi técnica es ir con un refresco e invitar cigarritos. O pedir prestado el encendedor, cualquier cosa que permita entablar conversación. Me metí a u…